Política

La reelección indefinida como carta de sostenimiento

Alberto Fernández y los Intendentes del conurbano comenzaron a ver con buenos ojos la vuelta de la reelección indefinida para jefes comunales.

Compartir:

En medio de las simulaciones de victoria que el gobierno nacional viene llevando adelante, empezó a pensar en su futuro. Como todos sabemos, los números de la elección no fueron los mejores para quien debe conservar poder, y en medio de “un clima de festejo” inusitado, Alberto Fernández y los Intendentes del conurbano comenzaron a ver con buenos ojos la vuelta de la reelección indefinida para jefes comunales.

El asunto de la reelección no es un tema menor, ya que en él se encuentra primero, el aporte de jerarcas que traccionan votos “para arriba” y segundo, una carta de posible separación o imprescindibilidad del kirchnerismo.

El asunto de la reelección no es un tema menor, ya que en él se encuentra primero, el aporte de jerarcas que traccionan votos “para arriba” y segundo, una carta de posible separación o imprescindibilidad del kirchnerismo. Si esto prospera, en La Cámpora no tendrán el camino libre hacia las intendencias, sino que deberán resistir la resistencia en una PASO con quienes resultaron bendecidos para volver a presentarse.

Pero esta posible jugada no es que inquiete solamente a figuras como Sergio Massa, que tiene planes para su esposa en Tigre, sino también para la oposición. ¿De qué lado se ubicará Juntos por el Cambio? ¿Sostendrán el legado de María Eugenia Vidal o esta luz verde supondrá el mantenimiento de los territorios que en otras figuras podrían perderse?     

Por el lado del Gobierno Nacional resulta dificultoso que se le pueda decir que no a los barones del conurbano, en las pasadas elecciones se comprobó que hay distritos que con el apoyo expreso de estos pueden apuntalar todo intento, pero también, que cuando juegan para salvar su pago chico, hacen temblar la esperanza de gozar de los mismos márgenes y resultados.

Habrá que esperar para saber cuál es la posición de Cristina Fernández de Kirchner, la dueña del veto que es partidaria de resolver las cosas a dedo.

Todo esto, más el ingreso por la ventana de una posible PASO Presidencial del Frente de Todos para las elecciones de 2023 parecen ser el elemento ordenador para que las pujas de poder encuentren una vía institucional. Como se descuenta, habrá que esperar para saber cuál es la posición de Cristina Fernández de Kirchner, la dueña del veto que es partidaria de resolver las cosas a dedo.

En tanto, el viernes pasado se dio el primer paso: un legislador provincial del Frente de Todos presentó un proyecto de ley que habilita la reelección indefinida de los intendentes. El martes, la justicia secundó y el juez a cargo del Juzgado Contencioso Administrativo Nº1 de San Martín resolvió suspender cautelarmente la aplicación del artículo Nº7 de la ley que dispone que el período vigente al momento de la sanción de la ley será contado como “primer período” a los efectos de limitar la reelección. Un reciente estudio de Opinión Pública de Giacobbe y Asociados, marca que solo un 8,8% de los encuestados se manifiesta a favor de la reelección indefinida, mientras que un 74,4% está en desacuerdo y un 16,8% no tiene una posición tomada.

En las próximas semanas, tendremos definiciones sobre quienes estarán habilitados para presentarse en 2023. Todo indica que tanto en el gobierno nacional como en el provincial, prefieren “a todos adentro” disputando el queso y abultando los resultados, las PASO de Juntos por el Cambio le dieron una lección que quieren imitar.

Compartir:

Recomendados